Ganemos Tres Cantos: «Aplauso, Reconocimientos y Memoria»

172

Para tod@s son reconfortantes, en estos momentos difíciles, los aplausos desde los balcones. Para l@s que los reciben porque sienten que se les está apoyando, se está reconociendo su difícil tarea, su día a día con angustia y falta de medios. Para l@s que los dan porque sienten que tienen una participación, que su tarea de quedarse en casa se difunde y es muy necesaria para salir de esta crisis, porque sienten que hacen algo, aunque solo sea aplaudir.

 

Aplausos dirigidos a l@s trabajadores de la sanidad pública, que siendo conscientes de su gran responsabilidad no descansan, trabajan a destajo para vencer a un enemigo microscópico, capaz de desbaratar la salud y la economía de todo el planeta. Aplausos también para todas las personas cuyo trabajo es imprescindible, y que, como resultado de esta crisis, esperemos que salgan mejor valorados: trabajador@s de comercios de alimentación, de farmacias, repartidor@s, personal del transporte público, periodistas, agricultores, etc., etc.

Reconocimientos también para toda la ciudadanía, que sabedora de su papel para frenar esta pandemia, se queda en casa y con creatividad e ingenio comparte ayuda, mensajes desde las ventanas y balcones, música, juegos, risas, … con sus vecinos. Y para el mundo de la cultura que ha puesto a nuestra disposición obras de teatro, películas, libros, revistas. Además, estamos convencid@s de que en este tiempo de encierro vamos a poner en marcha capacidades que desconocíamos que tenemos y vamos a desarrollar más actitudes de solidaridad y generosidad. Porque hacer lo que corresponde es altamente reconfortante y eleva nuestra autoestima.

Memoria, no podemos dejar de tener memoria porque la memoria es la que nos enseña lo que somos y lo que queremos ser. Y como tenemos memoria no podemos olvidar los resultados, las consecuencias de una crisis económica, muy cercana, en 2008. Crisis creada por los sistemas financieros, por su autorregulación, que provocó una mayor desigualdad social: los pobres más pobres; muchos que no eran pobres convertidos en pobres y los ricos más ricos. Aumentó la pobreza infantil, el paro se disparó y las condiciones laborales retrocedieron décadas. Haciéndonos eco de “La doctrina del shock” de la periodista canadiense Naomi Klein, de recomendada lectura, decimos que la población entró en shock y el capital que no duerme, que siempre está alerta, aprovechó las circunstancias para “barrer para casa”, para que las mismas manos acumulasen más riqueza, a consta de la pérdida del bienestar de la mayoría, a costa de los de siempre.

Por eso, como tenemos memoria, no podemos permitir que esta crisis sanitaria y económica nos pille de nuevo desprevenidos. Somos seres inteligentes que aprendemos de las experiencias vividas, aunque sabemos bien “lo de tropezar dos veces en la misma piedra”. Ahora no queremos tropezar en la misma piedra. No queremos recortes en el bienestar de la mayoría de la ciudadanía y, sobre todo, de los más vulnerables. Queremos Educación y Sanidad Públicas, 100% públicas. Queremos que se proteja a l@s trabajador@s, asalariados y autónomos, no queremos más precariedad laboral, no queremos pobreza infantil, no queremos personas dependientes mal atendidas, no queremos gente desahuciada por impago de la hipoteca o del alquiler, no queremos despidos, …. Por todo ello, apoyamos las medidas tomadas por el gobierno y le urgimos a que siga profundizándolas, a que no se relaje ni se deje ganar la partida por los dueños de la gran mayoría de la riqueza.

Ganemos Tres Cantos se ha puesto a disposición del gobierno municipal y ha colaborado compartiendo propuestas y alertando de algunas situaciones. Es momento de #EsteVirusLoParamosJuntos, pero con memoria. Ahora #YomeQuedoEnCasa

GANEMOS TRES CANTOS