La Policía Local de Alcobendas incrementará sus esfuerzos durante las próximas fiestas navideñas con el fin de transmitir a la ciudadanía una sensación de tranquilidad en todas sus actividades y la máxima seguridad para evitar la transmisión de la COVID-19.

El número de agentes operativos en la calle será, diariamente, de más de 60, que contarán con la colaboración de la Policía Nacional y de los vigilantes privados de centros comerciales y entidades de conservación de urbanizaciones. El objetivo es que los vecinos de Alcobendas y quienes nos visiten lo hagan con la plena confianza de que se encuentran en una ciudad amable y segura.

También se controlará la venta y mal uso de material pirotécnico, la venta de alcohol y tabaco a menores, y vigilará para prevenir la comisión de actos vandálicos y el robo de regalos en el interior de vehículos, viviendas y trasteros.

 

La criminalidad se reduce un 26%

El índice de criminalidad de Alcobendas se reduce en torno a un 26% en este año. Esta semana se ha reunido la Junta Local de Seguridad, presidida por el vicealcalde de Alcobendas, Miguel Ángel Arranz, a la que han asistido mandos de la Policía Nacional, Guardia Civil, Policía Local, Protección Civil, Subdelegación del Gobierno y el director general de Seguridad y Emergencias de la Comunidad de Madrid, Luis Miguel Torres.

La Junta ha valorado muy positivamente esa reducción del 26%, especialmente en los delitos contra el patrimonio. Unos datos muy positivos, ya que se sitúan por debajo de la media regional.

El vicealcalde ha manifestado que “podemos asegurar un alto grado de coordinción entre la Policía de Alcobendas y la de San Sebastián de los Reyes, junto a Policía Nacional y Guardia Civil, ha sido todo un éxito”.