La mayor nevada en 50 años ha contado en San Sebastián de los Reyes con una respuesta municipal sin precedentes, un despliegue intensivo de trabajadores, de maquinaria especializada y de un voluntariado que está contribuyendo a que las instituciones locales puedan afrontar con la mayor autonomía posible las consecuencias de esta situación inédita en la Comunidad de Madrid.

Respuesta extraordinaria frente a las dificultades añadidas

Los efectos del temporal ‘Filomena’, materializados en una ola de frío que multiplica el riesgo al convertir las ingentes cantidades de nieve en placas de hielo persistentes, han obligado al Consistorio de San Sebastián de los Reyes a ofrecer una respuesta extraordinaria, máxime en un periodo de máxima alerta por la pandemia Covid-19, que ha llevado al ejecutivo autonómico a decretar el cierre perimetral del municipio desde el pasado lunes y durante dos semanas.

La complejidad urbana del municipio, con una superficie total aproximada de 60 kilómetros cuadrados y 551 calles -400 de estas, en el casco urbano de la ciudad, excluidas las urbanizaciones-, representa un desafío a la hora de ofrecer un servicio adecuado a la particularidad de cada zona de la ciudad. A estas características estructurales había que añadir las dificultades de desplazamiento de numerosos trabajadores municipales que no residen en el municipio y que, como consecuencia de la nevada y el cierre del transporte público, habían visto imposible llegar al término municipal para ejercer su función.

Trabajo profesional intensivo y voluntariado

El Gobierno municipal ha afrontado esta situación con la participación intensiva y entregada de sus trabajadores municipales y con una histórica respuesta del voluntariado y de los vecinos, conscientes de los riesgos y en continua comunicación con las autoridades municipales.

Desde el primer momento, la respuesta ha venido encabezada por el Cuerpo de Policía Local de San Sebastián de los Reyes que, con 51 efectivos volcados sobre este trabajo y el abnegado esfuerzo de hasta 61 voluntarios de Protección Civil de San Sebastián de los Reyes, presentes desde el viernes con el objeto de asistir a la población en relación con las inclemencias acaecidas, atendiendo a un amplio abanico de circunstancias personales y familiares.