Durante aproximadamente un mes, el tráfico quedará restringido en la calle Real desde el número 33 hasta el número 19, en ambos sentidos, por renovación de la red de suministro de agua.

 

El Canal de Isabel II comenzará el próximo lunes 23 de enero obras ineludibles de sustitución de las tuberías de abastecimiento por otras de materiales más avanzados con el objetivo de garantizar la calidad y el suministro de agua. Las obras tendrán una duración aproximada de un mes, si no hay imprevistos.

 

El ayuntamiento, en coordinación con la empresa que realiza las obras y la Policía Local, ha organizado un dispositivo informativo en las vías circundantes para señalizar debidamente los desvíos. La avenida de Colmenar Viejo y el Paseo de Europa serán las vías alternativas para salvar el tramo cortado en la calle Real, así como las calles del interior del casco urbano de la ciudad. La calle Clínica y Pedro Colmenar sí estarán abiertas al tráfico para poder cruzar la calle Real salvando las obras.

 

El corte de la calle afectará a la calzada y a la línea de estacionamiento, así como a los vados y garajes, que permanecerán con acceso restringido entre las 8 de la mañana y las 18 de la tarde (aproximadamente), excepto para casos de urgencia. Previsiblemente las obras no afectarán a las aceras, en ninguno de los sentidos, de manera que el tránsito peatonal se verá muy poco afectado por estas obras.