La multinacional tecnológica GMV, instalada en Tres Cantos, ha hecho público el acuerdo cerrado con la corporación Lockheed Martin, por el que participará en el desarrollo de los centros de procesado y control del sistema de geoposicionamiento y navegación por satélite SouthPAN, un proyecto conjunto de los gobiernos de Australia y Nueva Zelanda.

El Sistema de Aumento de Posicionamiento del Sur (SouthPAN) es el SBAS de Australia y Nueva Zelanda en desarrollo y será el primero de su tipo en el Hemisferio Sur cuando alcance su plena capacidad operativa en 2025. SouthPAN proporcionará a los australianos y neozelandeses un acceso de clase mundial a servicios de posicionamiento que mejorarán la precisión de los actuales 5 a 10 metros, hasta 10 centímetros en tierra y mar sin necesidad de cobertura móvil o de internet.

El contrato, que asciende a 180 millones de euros, constituye un hito en la participación de una empresa espacial española fuera de la Unión Europea al superar a cualquier otro anterior suscrito individualmente.

Según ha comunicado la empresa tricantina, SouthPAN será crucial para el futuro de la región de Australasia, al impulsar la innovación y la creación de valor para empresas y consumidores, que se beneficiarán de esta tecnología en diversos sectores como la aviación, agricultura, construcción, minería, industria marítima, ferroviaria, espacial y servicios públicos, entre otros.