Ignacio Aguado inaugura en Colmenar Viejo primer aparcamiento disuasorio Red Aparca+T

486

La Comunidad de Madrid pone desde hoy a disposición de los usuarios de transporte público las primeras 1.470 plazas de aparcamiento disuasorio en el parking junto a la estación de Cercanías de Colmenar Viejo. Estas plazas forman parte de las más de 46.000 que contempla el Plan de aparcamientos disuasorios que impulsa el Gobierno regional, conocido como Plan Aparca+T.

Este aparcamiento servirá como prueba piloto para la configuración definitiva de
la red regional de parking disuasorios. El vicepresidente, consejero de Deportes
y Transparencia y portavoz del Gobierno de la Comunidad de Madrid, Ignacio
Aguado, ha presentado esta mañana la puesta en marcha de este servicio junto
al consejero de Transportes, Movilidad e Infraestructuras, Ángel Garrido, y al
alcalde de Colmenar Viejo, Jorge García.

Con este plan de aparcamientos disuasorios se lleva a cabo una discriminación
positiva que anima al uso de la red de transporte público. No se trata de
penalizar el uso del coche particular, sino de presentar una alternativa que, por
precio, seguridad y tiempo de trayecto, anime a recurrir al vehículo privado solo
como conexión entre el domicilio particular y la estación de tren o la parada del
autobús, tal y como ha apuntado Garrido.

VALIDACIÓN EN EL CAJERO
El acceso al aparcamiento es gratuito con un título de transporte válido, que
debe utilizarse el mismo día, y la estancia es por un máximo de 18 horas
continuadas. Para ello, se ha impulsado un sistema de control de acceso y un
sistema de tarifas ligado a dicho uso, que garantiza la gratuidad de los usuarios
de transporte público durante la estancia.

MÁS DE 90 APARCAMIENTOS
El Plan Aparca+T se va desarrollar en tres fases a lo largo de 12 años. La
primera concluye en 2021 y, para entonces, se calcula que se dispondrá de 25
aparcamientos y un total de 16.000 plazas.
Al final del periodo, en el año 2029, la red alcanzará más de 90 aparcamientos
con más de 46.000 plazas, que permitirán reducir el tráfico de acceso a la
capital durante la hora punta.

Después de Colmenar Viejo, el Consorcio Regional de Transportes ya está
ultimando los convenios para los dos siguientes aparcamientos disuasorios que
se incorporarán a la red Aparca+T y que también servirán como experiencia
piloto en Ciudad Universitaria y el Wanda Metropolitano.

La red Aparca+T utilizará las últimas tecnologías para informar a los usuarios del aparcamiento disuasorio más próximo y, en una segunda fase, de su ocupación en tiempo real. Además, el plan es que se vayan incorporando, paulatinamente, otros servicios asociados, como la instalación de puntos de recarga eléctrica, reserva de plazas para coches de carsharing o sistemas