El Ayuntamiento de Colmenar Viejo aprobó ayer en Pleno el pliego de condiciones para sacar a licitación la gestión de los servicios a prestar en la Piscina cubierta municipal de Santa Teresa así como la ejecución de un proyecto de obras menores de conservación y mejora.

La concesión de la piscina tendrá una duración de 8 años e incluye la gestión integral de la instalación, seguridad y y limpieza de la piscina. Para ellos la empresa concesionaria tendrá que invertir 350.000 euros más IVA en obras de conservación y mejora de las instalaciones.

“Son mejoras muy exigentes e importantes que van a incrementar considerablemente la calidad de las instalaciones y de los servicios que se van a prestar a los usuarios, unas obras que va a realizar el concesionario, siempre en la medida de los posible, sin interferir en la apertura prevista de la piscina”, ha explicado Lourdes Navas, concejala de Deportes.