El portavoz de UPYD en el Ayuntamiento de Alcobendas, Miguel Ángel Arranz, ha remitido una carta al nuevo Ministro de Fomento para felicitarle por la toma de posesión, desearle aciertos en su gestión y recordarle la importancia de realizar importantes inversiones que mitiguen los atascos que sufren las carreteras de la zona norte de Madrid.

“La autovía A-1, a su paso por Alcobendas, es la carretera nacional que más volumen de tráfico soporta de toda la geografía española y sin embargo lleva más de una década sin obras de mejora”, explica Arranz.

Para la formación magenta resulta prioritario que el nuevo gabinete nacional valore impulsar un plan de fomento del transporte público en el eje norte, con un carril BUS-VAO que conecte de forma directa Alcobendas con el intercambiador subterráneo de autobuses de la Plaza Castilla de Madrid.

El colapso de tráfico diario en la autovía A-1 está poniendo en peligro la creación de nuevos puestos de empleo y la atracción de inversiones internacionales al norte de Madrid” y ha resaltado que “año tras año, es unánime que los 400.000 vecinos que residen en Alcobendas, San Sebastián de los Reyes, Montecarmelo y Sanchinarro señalen los problemas de movilidad como la principal preocupación para su calidad de vida”.

El pasado mes de abril, el Pleno Municipal de Alcobendas aprobó por unanimidad una moción donde se pedía abrir de manera gratuita los peajes de la carreteras R-2 y M-12 para ofrecer una alternativa al tráfico saturado de la A-1 y para que los ciudadanos obtengan rendimiento social de unas infraestructuras privadas que finalmente han sido rescatadas con dinero público.